Llega la nueva Ley de Protección de Datos 2018

El 25 de mayo entra en vigor la nueva Ley de Protección de Datos

La nueva normativa, que entra en vigor a finales de  esta semana deberá ser adoptada por todas las empresas con el objetivo de proteger más la identidad de los usuarios. Un problema a día de hoy es la falta de adaptabilidad de las empresas para cumplir con la legislación ya que tan solo el 35% considera que está preparada para este nuevo cambio.

A continuación repararemos los cambios más significativos que implicará la entrada en vigor de la Ley de Protección de Datos del próximo 25 de mayo.

El primer paso, informar sobre la recogida de datos

En primer lugar, lo que se debe hacer desde el entorno empresarial es informar sobre la recogida de los datos que se realiza, ya que la nueva normativa recoge que se deben de acumular datos con algún objetivo concreto, no sin sentido.

Por ello, la  empresa debe de solicitar una autorización que certifique que el permiso se reclama inequívocamente.

Otra de las novedades de esta norma es la inclusión, en algunos casos de la figura de un delegado de protección de datos, encargado de coordinar internamente la política de protección de dato y de mantener relación con la Agencia Española de Protección de Datos.

Objetivo principal de la RGDP: proteger la información de los clientes

Para actualizarse a la nueva normativa se recomienda realizar una actualización de todos los documentos legales de la empresa. En cuanto a los CRM, se aconseja avisar a los clientes del uso que se va a hacer de sus datos para así evitar el spam o el bombardeo de información comercial de la empresa.

Ello conllevará una revisión de las cláusulas a revisar por los usuarios de manera que no exista ninguna confusión y el usuario sepa de qué manera se  trata su información personal. Para todas es tas gestiones, desde los organismos oficiales se recomienda contratar a un profesional que estudie en profundidad cada caso y prepare los documentos pertinentes adaptados a cada empresa.

Asimismo, los empleados deben ser los primeros en ser informados de cada una de las novedades de este nuevo RGPD para que desde este mismo momento empiecen a controlar el nuevo “trato” que se dan a los datos personales de los clientes. Los departamentos de marketing, recursos humanos y el financiero suelen manejar a diario gran cantidad de datos personales por lo que deben saber desde el primer momento las nuevas normas de procesamiento de dicha información.

Sanciones de 20 millones de euros o el 4% de la facturación anual

Por último, en cuanto a las sanciones estipuladas en esta nueva ley, la Agencia Española de Protección de datos es el organismo encargado de denunciar situaciones delictivas. En el caso de que se incumpla la ley, las multas son bastante severas ya que pueden alcanzar el 4% de la facturación al año anterior a la infracción y pudiendo llegar hasta los 20 millones de euros.

Desde Terramar Centro de Negocios esperamos que esta información haya sido de su interés  y les animamos a comentar si su empresa está ya completamente adaptada a la nueva RGPD y a que nos digan cómo lo han hecho.

Del mismo modo les recordamos que estamos a su disposición en el caso de que estén interesados en alquilar una oficina en la zona de Benidorm. Para obtener más información pueden visitar nuestra web a través de este enlace.